NATURALEZA

Máxima puntuación: Las comunidades valencianas tienen hasta 45 litorales catalogados como de «especial valor ambiental»

En un nuevo estudio ambiental realizado por el gobierno local, hasta 45 playas de la comunidad valenciana recibieron las mejores calificaciones.

El litoral de la comunidad autónoma es de 454 kilómetros, que se dividen de 2 a 10 grados según el valor ecológico y los lugares paisajísticos.

Según un estudio de la Generalitat que tardó 40 años en completarse, las playas marcadas con el 10 son «totalmente naturales y de especial valor o prácticamente vírgenes» y deben ser protegidas en la mayor medida posible. Proteger.

De las 45 comarcas galardonadas con este galardón, la mayor parte se encuentran en la provincia de Alicante, 10 de las cuales se encuentran solo en Jávea, y a lo largo de la calas – Moraig, Granadella, Cabo La Nao, etc.

El litoral entre Jávea y Denia, Penyal d’Ifac en Calpe, Cap Negret en Altea, parte de la Serra Gelada en Benidorm, la isla de Tabarca frente a la costa del municipio de Alicante, Molino del Agua en Torrevieja y varias líneas en Guardamar también recibió la calificación más alta.

Peñón de Ifac de Calpe

La provincia de Castellón también puntuó bien. Peñíscola lidera con cinco rutas desde el Barranc de Sant Antoni hasta Cala Blanca, mientras que Vinaros, Alcalá de Xivert, Oropesa y, por supuesto, las valiosísimas Islas Columbretes, encabezan la lista.

En cuanto a la provincia de Valencia, la capital, Sagunto, y las playas de l’Auir, entre Xeraco y Gandia, tienen las calificaciones más altas.

Las siguientes áreas en la lista son las áreas clasificadas como 8 que tienen formas interesantes pero cambios artificiales leves, como edificios en la cima de un acantilado.

El nivel 6 aumenta el nivel de transformación humana, incluyendo elementos como ampliaciones con alta presión urbanística y escolleras diseñadas para proteger la costa pero con impacto en el litoral.

El nivel 4 se caracteriza por zonas con alta variabilidad, incluyendo playas que reciben depósitos de arena de otros lugares, como Tavernes (La Safor, Valencia), que son propensas a la erosión.

Finalmente, las áreas de Nivel 2 son aquellas que han sido “extremadamente alteradas” y por lo tanto tienen poco valor ambiental. El departamento a cargo del estudio no dio ejemplos de estas costas más severamente dañadas.

Según un portavoz del gobierno local, la investigación ayudará a obtener una comprensión más clara de cada región, lo que permitirá diseñar patrones de viaje más respetuosos y mitigar los efectos del cambio climático.

LEER  Muchas gracias munch: El Corte Inglés ayuda a alimentar especies en peligro de extinción en Fuengirola Bioparc

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies